San Carlos de Bolívar

Cargando datos de Clima...

Nota 1360 (3ª Época)

De esto y aquello

mar. 03, 2019 12:21

en Opinión

Por el Dr. Felipe Martínez Pérez

Al igual que los últimos tres años, es muy interesante por lo llamativo, escudriñar lo que está ocurriendo en España, de cuyos acontecimientos he escrito durante meses, porque se trataba de una clase magistral de lo que no había que hacer, pero lo hacían adrede. Con alevosía y sin antifaz para perder España; pero desde tres o cuatro meses se está haciendo lo que hay que hacer. Salvar España. Aparece un partido de españoles que no entraba en la ruleta comicial y crece mucho y de forma sostenida; y para dar comienzo a la faena no les queda otro remedio a los aparentemente encarrilados y a los descarriados que bailar al compás de los que de verdad la pueden salvar. Se los ha de ver a diario, recordando desde los escaños que es lo que hay que hacer y cómo; y sobre todo señalando de quienes hay que prescindir.

     Porque la cosa va en serio, y ante ello surge el espanto y los aspavientos de socialistas, podemos, y grupos secesionistas afines por la periferia, que estaban en otra;  en romper España. Y ahora el miedo se les mete por las entretelas y por la piel; y no les deja, porque con seguridad perderán el aposento y el sustento y las mansiones los que han hecho todo mal, adrede. Y se llega a tanta desfachatez que después del vendido Rajoy, aparece un presidente trucho que por si fuera poco es antiespañol; lo dice el mismo, sin vergüenza alguna, al amar a los golpistas por encima de todas las cosas, sin temor a la patria, ni a sus ancestros, ni al lar que le vio nacer, ni a Dios que diría la viejecita que en este momento sale de la madrileña Real Colegiata.

     O sea, como por estas pampas, de golpe y porrazo aparecen los paradigmas de cualquier materia y al rato te das cuenta que a juzgar por la miseria intelectual de sus actores, se trata más bien de una paradoja a contramano de todo, empezando por la historia. Como paradoja podríamos definir a este país tan rico con tantos pobres, y otros tantos en vía de entrar a la misma bolsa al primer descuido.  Y se espera el milagro postergado durante cuatro años y en lontananza no se ven luces ni de los unos ni de los otros. Ni de los buenos ni de los malos; pues para más inri todos se han puesto malos. O sea, nadie mide lo que debiera. Ni el que parecía ser el salvador,  ni alguno o alguna que por doquier están haciendo ruido en la oposición y ya se les ha visto el orillo y más arriba; mal no estaría que surja alguno sin olor a pasado.

     Y al cabo, siempre esperando y siempre empezando otra vez. El sino del argentino desde hace más de medio siglo.  Y cuando les dices algo, porque no queda otro remedio que decirlo, porque ya se andará, porque si les dejas, en una de esas cae un presidente anti - argentino, que por otra parte está de moda en el mundo, como nunca se había visto, que los elegidos ni bien llegan y a veces por los pelos y con una gran inversión, que llegar cuesta, pero ni bien llegan se desligan de lo prometido; y nunca pasa nada. Y la víctima vota a los victimarios; que esto sí es un paradigma. Además no cabe duda que arribados al hemiciclo o a los rutilantes despachos, trabajan para ellos, solo para ellos; y a destajo. Unas veces presencial, virtual otras, pero con lo mejor de la tecnología.

     Y ni que hablar de la cantidad de elegidos, después señalados, que andan por el mundo con la mentira a la espalda, a la manera de una chepa distinguida. Que llama la atención como les gusta ser doctores, pero cuando se hace la luz, no poseen los títulos que dicen tener; y a muchos, que se atreven a mostrarlos, aunque con poco fervor, se les demuestra que  han copiado  frase a frase de otras tesis o se los han redactado terceros. O sea, la total nulidad acompañada de perversidad, ausencia de decoro, y adulteración de documento público. Pero de ellos ha sido el mundo, sigue siendo por algunos sitios y es de esperar que queden varados por ahí, porque de lo contrario, a esperar un funesto futuro.

     Y esos son los que prohíben que no salga el toro, que usted coma lo que ellos comen, que no corra el galgo, que Sarmiento sea esto y lo otro, son los que fabrican ofensas e injurias, son los que califican a la vez que descalifican al otro, los que a la memoria le meten la historia que se les antoja, que la historia es la que ellos mandan, y así de seguido; y mientras tanto con nuestro dinero se van a comprar campos. Sabido es que estas gentes están contra la caza, aunque no saben por qué ni para qué. Pues bien, los Podemos de España están contra la caza. Sin embargo, hace unos días, un capitoste de ellos estaba cazando jabalíes en un coto privado, donde hay que ponerse, y bien.

     Y por si algo faltara  para que el paradigma se acrezca, mata a un niño que el padre había llevado para que se vaya haciendo a la caza. Lo de siempre, todo lo que te prohíben se lo quedan los diestros en prohibir. Hasta las almas. En suma, que por aquí y por allá es todo tan extraño y peregrino que se podría realizar la película ganadora con toques de allí y de aquí, o dos películas semejantes. Que guion hay para rato. Que Macri haya trabajado más de tres años para mantener viva a Cristina, no es poca cosa y ya tendría asegurado por lo menos el Oscar; y que en España el presidente sea antiespañol, es un film nunca visto. No tiene antecedentes. Y si hubiera un Nobel para estos asuntos maléficos, el español lo gana por la asombrosa desvergüenza.

 

Monedas

Sitio web de referencia: Banco Nación

Moneda Compra Venta
Dolar U.S.A 27.20 28.20
Euro 33.00 34.00
Real 650.00 700.00